Vinaora Nivo SliderVinaora Nivo SliderVinaora Nivo Slider

Titter Facebook

 

HORAS DEFINITIVAS

GANARON LOS CONNOTADOS PANISTAS

 

Por Pablo Méndez

Hace tres años, una semana después de las elecciones, en una plática informal Xavier Nava me confió lo difícil que había sido enfrentar a los Gallardo. Mucha gente, incluidos sus amigos, por temor, no le expresaron su apoyo públicamente durante la campaña.

 

Era tal el miedo a los Gallardo que, incluso, la clase empresarial de San Luis Potosí, la que no debía mostrar miedo, había acudido a rendir pleitesía política al entonces candidato a la presidencia municipal, Ricardo Gallardo Juárez.

 

Nadie de los más connotados panistas se quiso aventar, como dicen en mi barrio, el tiro con los Gallardo. Fue Xavier Nava el que, sin ser militante panista, dijo, va. Lo hizo de tal manera, con tal determinación, con semejante discurso acusatorio, que despertó el valor de los potosinos para que salieran a votar, logrando una robusta y contundente victoria.

 

La noche de la jornada electoral de hace tres años, los panistas, los más connotados panistas, se venían exultantes. Eran cerca de las 10:00 de la noche. El lugar, la sede del comité estatal del PAN. Ahí estaba Xavier Azuara, entre atónito y espantado.

 

Aturdido tras una jornada intensa, dura, de miedo. Xavier Nava les había entregado el triunfo de la alcaldía de San Luis Potosí. Algo que parecía muy difícil, porque lo era.

 

Con ese triunfo Xavier Nava se colocaba automáticamente, por derecho propio, en el aspirante natural a la candidatura a gobernador por el PAN. ¿Quién se lo iba a reclamar?. Nadie. Imposible.

 

Los meses pasaron. El diputado Azuara y Xavier Nava se distancian. El primero se hace de la dirigencia estatal del PAN. El segundo no es panista ni tiene tiempo para perderlo en la grilla. Nava le apuesta a dar resultados en la alcaldía, con la esperanza de consolidar lo que aparentemente era suyo.

 

Durante meses Nava forzó, políticamente hablando, para que el PAN le entregara la candidatura. No lo logra. Más bien lo forzan a él para que participe en un proceso interno del PAN, en un terreno propiedad del diputado Azuara.

 

Este domingo 10 de enero, los panistas connotados, esos que hace tres años temblaban ante los Gallardo, ahora le dieron la espalda a Xavier Nava.