Por Pablo Méndez

Interesante reunión sostuvieron una centena de importantes empresarios potosinos con el ex dirigente de la Coparmex Gustavo de Hoyos y los candidatos de la coalición PRI-PAN-PRD-Conciencia Popular, a la gubernatura y presidencia municipal de San Luis Potosí, Octavio Pedroza y Enrique Galindo, respectivamente.

A mi juicio, de esta reunión, destacaron dos cosas, la necesidad de sumar esfuerzos para lograr el gran objetivo de que Morena no obtenga el control de la Cámara de Diputados y, que las encuestas serias, al día de hoy, revelan que el partido del Presidente López Obrador perderá las elecciones en la mayoría de las gubernaturas en disputa, incluida la de San Luis Potosí.

Gustavo de Hoyos, ese líder empresarial que fue el primero en cuestionar, criticar y enfrentar, las malas decisiones de la llamada 4T, hizo una muy didáctica cronología de lo que han sido los casi tres años de López Obrador. Advirtió que lo que no se haga hoy, lo vamos a lamentar y padecer el día de mañana.

La reunión con Gustavo de Hoyos, más que un mitin de adhesión a los candidatos de la Coalición, fue un encuentro donde se sentía, se respiraba en el ambiente, una gran preocupación en el sentido de que Morena pudiera lograr la mayoría en la Cámara de Diputados.

Si bien los números de las encuestas, por Estados del país, hacían notar que es un a realidad que Morena, por su enormes errores, ha perdido la simpatía de mucha gente que votó por el cambio en el 2018, también es cierto que se debe trabajar intensamente en convencer a los indecisos en el mes que resta de las campañas.

Gustavo de Hoyos también fue muy franco al señalar que si bien se apuesta por el voto útil en favor del los candidatos del PRI-PAN y PRD, tampoco es un cheque en blanco. Se trata de una emergencia donde, por lo pronto, el objetivo es evitar que Morena tenga el instrumento de la Cámara de Diputados para seguir destruyendo al país y sus instituciones.

Octavio Pedroza, el candidato a la gubernatura de la coalición PRI-PAN-PRD-Conciencia popular, habló muy claramente de tres cosas importantes, que no le había escuchado decir en sus eventos de campaña.

Sin citarlos por su nombre, arguyendo elegancia política, lamentó que alguien, en quién la gente confiaba para enfrentar a la 4T, se haya pasado a las filas de Morena; o que alguien que, precisamente es la antítesis de la honestidad y la decencia, tenga un slogan de campaña que promueva vivir sin miedo, y; finalmente, fustigó a que quienes, en corto le dicen que apoyan a la Coalición, a que lo hagan de manera decidida, pública y abierta, pues el compromiso, por el tamaño de las implicaciones y consecuencias, es de todos. Gran verdad.

El encuentro fue convocado por el “chillido Serrano”, con una gran convocatoria.

onal de Derechos Humanos y la asociación mundial de escritores PEN Internacional, que se ha comprometido a mejorar las condiciones para el desempeño de periodistas, comunicadores, poetas, ensayistas y novelistas ante el embate de algunos gobiernos que limitan la libertad de expresión mediante la intimidación, amenazas, o clima de miedo.

Así y todo, nos cuenta don Ángel Verdugo que un jueves a las diez de la noche recibió una llamada de un ejecutivo de Grupo Imagen para informarle que en reunión de consejo habían tomado la decisión de permitirle conservar su espacio siempre y cuando dejara de hablar de El Tren Maya, Dos Bocas, el Aeropuerto de Santa Lucía y desde luego tampoco podría criticar al presidente.

Ante esta censura don Ángel Verdugo dijo NO.

Lo que siguió después fue que en la emisión mañanera del 1 de marzo, en su canal de youtube, don Ángel Verdugo informó que dejaba de escribir en Excelsior y dejaba de colaborar en el noticiero Imagen Informativa Primera Emisión con Pascal Beltrán del Río, después de 15 años ininterrumpidos de publicar su columna en ese diario de circulación nacional y 17 años ininterrumpidos de colaborar en diferentes programas noticiosos de Grupo Imagen.

Es mismo día, en su espacio radiofónico se despidió de Pascal Beltrán del Río.

Sin embargo podemos seguir escuchándolo en su canal de youtube todos los días en su “mañanera” y en su ejercicio de dialogo con sus seguidores en las emisiones vespertinas de “Platica con Ángel”.

Que Excelsior y Grupo Imagen hayan cedido a la presión de la Cuatroté es un mal augurio.

Si en México se silencia al periodismo de opinión, de investigación o de divulgación científica, estaremos a merced de las decisiones de un pueblo que podría estar convencido de que un “detente”, unas gotas de nano esferas de cítricos, o un vaso de agua tibia con bicarbonato y limón nos pondrán a salvo del coronavirus; que el uso del cubrebocas no solo no es necesario sino que es un bozal simbólico para acallar la verdad; o que Salgado Macedonio es víctima de un linchamiento mediático electorero, es decir, estaremos a merced de los “nacos”.

Y hoy sabemos que los “nacos” (personas que construyen sus ideas, creencias, opiniones, usos y costumbres en base a la desinformación, personas que carecen de información útil y valida) no son inofensivos, los nacos votan.

Por Pablo Méndez Salas

Periodista Periódico REDSL